Almendras garrapiñadas

Queremos seguir sacando recetas de nuestro baúl de los recuerdos, olores que nos transportan a nuestra infancia. Seguro que has comprado la siguiente receta en más de una feria…

Este “plato” te llevará mucho menos trabajo del que piensas, aunque debes recordar siempre dejar tu cocina limpia.¡Recuerda que el caramelo a altas temperaturas puede ser muy traicionero!

Los ingredientes necesarios son:

 

  • 250 ml. de agua

photo-1508061235804-9436954f042f

 

 

Mete en una cacerola las almendras, azúcar y agua. Enciende el fuego a una temperatura medio para que el azúcar se disuelva en agua y el propio agua empiece a tomar el color de las almendras.

Ahora tienes que prestar mucha atención, se comenzará a formar una especie de almíbar con el agua y azúcar. En el momento que comience a hervir baja al mínimo el fuego, pero sin que el almíbar deje de hervir. Después solo tienes que remover las almendras con ayuda de una cuchara.

El agua comenzará a evaporarse y nos será más complicado remover nuestra mezcla. Sigue removiendo, pero cuidado con no romper las almendras. En el momento que encuentres demasiada dificultad, sube el fuego y continúa removiendo.  

Mientras estamos removiendo y vemos que las almendras comiencen a garrapiñarse y separarse las unas de las otras será el momento de sacarlas.

Sacalas y situarlas en una bandeja con papel vegetal. No te las comas nada más sacarlas porque corres un gran peligro quemarte la lengua.

3486817012_847bf8bc0e

Compartir esta publicacion